Alejandro Fernández: gallardía, coraje, ... y romanticismo

Llevar con gallardía y coraje lo tradicional y lo actual, su pasado y presente defendiéndolo con uñas y dientes no es fácil, pero Alejandro Fernández -mexicano que ha heredado la riqueza artística de su padre- lo ha conseguido.

Se desenvuelve con soltura en la balada, la ranchera o el pop, lo que le ha proporcionado varios Grammys, premios Billboard, colaborar con grandes estrellas musicales de medio mundo y ser una estrella del paseo de la fama de Hollywood. En su faceta más tierna y romántica, canciones como "Me Dediqué A Perderte", "Me Hace Tanto Bien", "Se Me Va La Voz", o más recientemente su versión de la canción de Miguel Gallardo "Hoy tengo Ganas De Ti", son ejemplos claros de cómo este hombre ha conquistado el mercado musical hispano.



Me hace tanto bien
A veces te digo no
Porque no quiero dejarme a mi lágrimas del corazón
Tengo miedo de perderte
Advierto que la razón se puede quebrar de amor
Y desbordar los sentimientos que tanto tiempo tuve dentro
Si deja no pierdo igual
Si pierdo es porque me entrego, es algo tan natural
Tener el control del juego es algo que no me va
Te dejo la libertad de hacer conmigo lo que quieras
A quererme a tu manera

Y yo soy
La hoja que lleva el viento
Que va volando a tu alrededor
Y tú
El aire que me levanta
Que me da fuerza para este amor

Tu amor me hace tanto bien
Tu amor me hace tanto bien

Cierro los ojos quiero tenerte cerca, sentir tu cuerpo
Dame tu mano vuela conmigo cruzando el universo
Y siempre contigo estar
No hay otra forma de amar
Que desvordar los sentimientos
Que tanto tiempo tuve dentro

Y yo soy
La hoja que lleva el viento
Que va volando a tu alrededor
Y tú
El aire que me levanta
Que me da fuerza para este amor
Y tú
La gota de lluvia fresca
Que va cayendo en mi corazón

Tu amor me hace tanto bien
Tu amor me hace tanto bien
Tu amor me hace tanto bien
La gota de lluvia fresca
Que va cayendo en mi corazón

Y yo soy
La hoja que lleva el viento
Que va volando a tu alrededor
Y tú
El aire que me levanta
Que me da fuerza para este amor
Tu amor me hace tanto bien
Tu amor me hace tanto bien
Tu amor me hace tanto bien

Tu amor me hace tanto bien
tu amor me hace tanto bien
Me dediqué a perderte
Porque no te bese en el alma cuando aún podía
Porque no te abracé la vida cuando la tenía
Y yo que no me daba cuenta cuanto te dolía
Y yo que no sabía el daño que me hacía
Cómo es que nunca me fijé que ya no sonreías
Y que antes de apagar la luz ya nada me decías
Que aquel amor se te escapó, que había llegado el día
Que ya no me sentías, que ya ni te dolía.

Me dediqué a perderte
Y me ausente en momentos
Que se han ido para siempre
Me dediqué a no verte
Y me encerré en mi mundo y no pudiste detenerme
Y me alejé mil veces

Y cuando regresé te había perdido para siempre
Y quise detenerte y entonces
Descubrí que ya mirabas diferente
Me dediqué a perderte
Me dediqué a perderte

Porque no te llené de mi cuando aún había tiempo
Porque no pudé comprender lo que hasta ahora entiendo
Que fuiste todo para mi y que yo estaba ciego
Te dejé para luego este maldito ego.

Me dediqué a perderte
Y me ausenté en momentos
Que se han ido para siempre
Me dediqué a no verte
Y me encerré en mi mundo
Y no pudiste detenerme

Y me alejé mil veces
Y cuando regresé te había perdido para siempre
Y quise detenerte y entonces
Descubrí que ya mirabas diferente
Me dediqué a perderte
Me dediqué a perderte

No hay comentarios:

Publicar un comentario

logo